¿Sabes que competencias te hacen menos prescindible?

Seguro que ya te has dado cuenta de que hoy en día no es suficiente con tener un buen currículum, conocimientos técnicos y teóricos para mantenerte en tu organización y ser valorado adecuadamente, seguro que te has dado cuenta de que aquellos que son capaces de desarrollarse en conocimientos transversales y destrezas que permitan desenvolverse profesionalmente son los que reciben mayor reconocimiento, progresión y desarrollo de carrera.

¿Cuáles son las competencias más demandadas por parte de las empresas?

Pues según los estudios llevados a cabo, las empresas requieren de profesionales con capacidad para trabajar en equipo, con orientación a resultados, con capacidad para trabajar en entornos cambiantes y flexibilidad, personas que destaquen por su creatividad e  innovación, que además dispongan de habilidades de comunicación y relación, capacidad de liderazgo, habilidad para tomar decisiones y para gestionar sus emociones y el estrés.

Evidentemente las competencias técnicas y profesionales las has logrado a través de la formación y de la experiencia a lo largo de tu carrera profesional, pero ¿Cómo logramos desarrollar estas otras habilidades o competencias?

En primer lugar debemos hacer un trabajo de reconocimiento en base a considerar que necesitamos esta competencia o que en su caso, podemos mejorarla o aumentarla, parece sencillo pero no lo es, en la práctica, la mayoría de los profesionales aceptan de buen grado ser formados en competencias técnicas, pero cuando se trata de otro tipo de formaciones más emocionales, muchos de ellos tienen resistencias, sobre todo aquellos que más las necesitan.

En segundo lugar, debemos establecer un plan de acción para desarrollar las competencias necesarias, hay que tener en cuenta que en ocasiones podemos tardar muchísimo tiempo hasta lograr mejorar en algunas competencias, Tener empatía, saber trabajar en equipo, saber delegar… puede parecer sencillo, a veces confundimos saber “que” es algo o “cuál” es su significado y no por ello sabemos aplicarlo o ponerlo en práctica.

En este caso nos  funcionarán las formaciones cuando están bien programadas en contenido y tiempo adecuado, cuando disponen de herramientas prácticas y cuando además van acompañadas de un programa individualizado que disponga de un seguimiento y acompañamiento personal para ayudar a integrar y a aplicar los conocimientos aprendidos.

Así pues, te recomiendo que analices aquellas competencias que por tu perfil y en tu organización se valoran más y que te auto-evalúes siendo honesto contigo mismo y que te propongas retos, ejercicios y hábitos que te ayuden a mejorarlas, en HIT estaremos encantados de poder ayudarte y resolver tus dudas, puedes emplear nuestro chat on line. www.hitcompany.es

Lucía Barrachina (Experta en Gestión de Equipos y Talento)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

Recibe contenidos relacionados con la gestión del talento y emociones, liderazgo y productividad.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
close-image
X